Es un hecho que la sexualidad y el terror siempre han tenido relaciones, pues las pulsaciones más primarias; el deseo, la ansiedad corpórea, la cacería del depredador y el sometido, la violencia del acto sexual o el simple placer de la carne, llevan la psique a lugares lejanos, donde la línea limítrofe entre lo humano y lo monstruoso se cruza con consecuencias perturbadoras. Y es ahí donde residen los nuevos cuerpos que succionan, devoran y penetran el alma del otro, más allá del género, más allá de los roles al final la sangre se saca igual de caliente tanto en hombres como en mujeres.

La comunidad LGBT ha sido desde siempre amante del cine de terror porque se identifica con el monstruo, no en tanto a su maldad, sino a su animalidad entrañable, que se sale de las estructuras sociales y de los moldes, que nunca va a encajar, algo que a la postre se volverá su cruz o su arma.

Entra con nosotros al cuarto oscuro. No preguntes, sólo sientelas.

Martes 12 de Junio
INTERVIEW WITH THE VAMPIRE / ENTREVISTA CON EL VAMPIRO (1994, Dir. Neil Jordan).
Con: Brad Pitt, Tom Cruise, Antonio Banderas y Kirsten Dunst

Película basada en la novela homónima publicada por Anne Rice en 1976. Lestat (Tom Cruise) es un seductor vampiro que gusta de saborear víctimas a través de los siglos. En ocasiones, a quienes son de su agrado, les concede el don de la inmortalidad. De tal manera, a finales del siglo XVIII conoce a Louis (Brad Pitt), quien vive atormentado por la muerte de su esposa e hijo. Muchos años después -200 exactamente- en San Francisco, Louis es entrevistado por Daniel (Christian Slater), a quien le narrará cómo llegó a convertirse en vampiro.

Entrevista con el vampiro es una ambiciosa apuesta por regresar la majestuosidad al cine de vampiros, reuniendo a las figuras mas emblemáticas y simbólicas del cine de los 90 -y prototipos de la belleza masculina-, Tom Cruise, Brad Pitt y Antonio Banderas. Es una película épica que, como el cine de vampiros más profundo, no se trata de gore y asesinatos, sino del camino del antihéroe por un sendero de infortunio y maldición, en busca de la redención eterna.

La trama posee un velado -aunque siempre presente- homoerotismo, con una tensión latente entre Lestat y Louis (Cruise y Pitt) quienes de alguna forma también constituyen la primer pareja homoparental de vampiros que crían una niña, Claudia, uno de los primeros personajes de Kirsten Dunst -y también de los más potentes y arriesgados – quien al ser convertida prematuramente en vampiresa, queda eternamente atrapada en el cuerpo de una infante, sintiéndose relegada en un limbo sexual en el cual nunca podrá aspirar a provocar verdadero deseo -¿amor?- en un hombre adulto, un sentimiento perenne de exclusión y con el que muchos de nosotros podremos sentirnos identificados, en la búsqueda más temprana de nuestra verdadera identidad sexual y el entendimiento de nuestro cuerpo, el juego de la seducción y el desamor.

 

Martes 19 de Junio
A NIGHTMARE ON ELM STREET 2: FREDDY’S REVENGE / PESADILLA EN LA CALLE DEL INFIERNO 2: LA VENGANZA DE FREDDY (1985, Dir. Jack Sholder). Con: Robert Englund, Mark Patton y Kim Myers

La continuación de la primera parte de Pesadilla en la calle del infierno – parteaguas del cine de terror gringo y creadora de una de las figuras fundacionales del slasher – trae de vuelta a Freddy Krueger directo del infierno para vengarse, metiéndose en el cuerpo de un frágil adolescente, Jesse (Mark Patton, quien es gay en la vida real y ocupa el puesto muy particular de ser hombre scream queen, algo generalmente insólito en los arquetipos del cine de terror) a quien usará como instrumento diabólico para reclamar sangre joven.

Lo curioso de esta entrega – que además poco tiene que ver con la primer parte y no cuenta con ninguno de los protagonistas iniciales – es que por mucho tiempo fue vapuleada y denostada, catalogándola no solo como una pésima secuela, sino como una de las peores de toda la saga que involucra a Freddy Krueger. No obstante, con el
maridaje de los años, la película se ha revalorizado enormemente, particularmente por los estudiosos del cine LGBT, encontrando en esta pesadilla lyncheana en Elm Street una metáfora sobre el descubrimiento de la identidad gay y los horrores nocturnos que pululan hacia la iniciación sexual en un mundo de terrorífica duda.

Cabe mencionar que al paso del tiempo también ha logrado que los fans reconozcan en ella al Freddy más oscuro y siniestro que se recuerde, antes de que se convirtiera en un personaje cuasi cómico y payaso, como muchos lo juzgarían después de la tercera entrega.  El lado más sadomasoquista de Elm Street está aquí. Una pesadilla húmeda que te salpicará de terror.

 

Martes 26 de Junio
THE CRAFT / JÓVENES BRUJAS (1996, Dir. Andrew Fleming).
Con: Fairuza Balk, Robin Tunney, Neve Campbell, Rachel True y Skeet Ulrich

Cuatro amigas muy unidas practican la brujería en High School para conseguir sus caprichos adolescentes, pero no contaban con lo peligroso de invocar fuerzas ocultas y que todo lo deseado se les iba a regresar tres veces…

El Mean Girls de los darks noventeros fue Jóvenes brujas, película teen horror de culto que fue acogida enormemente por quienes crecieron en esa época -aunque su fama de boca en boca sigue creciendo, incluso con generaciones muy jóvenes-, y aunque como tal, no es una película con temática LGBT, tiene un puesto honorífico y por demás memorable en la comunidad gay.

¿Quién no se identificó en su momento con Sarah, Bonnie, Rochelle, o -sobre todo- con Nancy? (el papel más recordado de Fairuza Balk, la bruja más perra y enloquecida, esquizofrénica y genial que se comió totalmente a la protagonista) ¿Quién no quiso vengarse de la más popular de la prepa, esa que nos bulleaba y soñábamos que toda
su actitud nefasta se revirtiera y se quedara pelona, o transformarte de patito feo a la más guapa de la clase en un parpadeo? Amamos la película porque prácticamente materializaba todas nuestras fantasías brujeriles.

Cuenta con una jovencísima Neve Campbell en su ascenso a la fama -interpretando a una tímida colegiala acomplejada por tener la espalda quemada- y con Skeet Ulrich, como el guapo tonto al que le dan toloache. Ambos compartirían créditos años después en otro monumento noventero, Scream.

 

Martes 3 de Julio
THE HUNGER / EL ANSIA (1983, Dir: Tony Scott).
Con: Catherine Deneuve, David Bowie y Susan Sarandon

Miriam Blaylock -interpretada por la leyenda francesa Catherine Deneuve- es una mujer adulta con un semblante de trágica y melancólica belleza, viviendo como un fantasmagórico trazo extraído de una hermosa pintura en una una mansión que emula un santuario de arte renacentista, con una gran sensibilidad no sólo al arte, sino para
encontrar almas frescas y nueva carne, lo que a veces se vuelve una maldición: es una vampiresa. El amor de su vida a través de los siglos, John, empieza a envejecer repentinamente y tienen que recurrir a Sarah, una especialista en geriatría para encontrar una solución. Miriam verá con sus ojos de ancestral conocimiento algo especial en ella, tal vez una nueva compañera.

El ansia es uno de los más hermosos tratados sobre la imposibilidad del vampiro, el duelo de pareja ante la inminente desaparición del otro y la condena a la soledad eterna. Nadie como Catherine Deneuve y David Bowie, leyendas del arte -sin más- para interpretar a la quintaesencia de la pareja vampírica; místicos, enigmáticos, figuras de luminosidad única atrapadas en el tiempo, que todo lo han visto, todo lo han vivido; almas viejas de consagrada sabiduría.

Por otra parte, la química entre Catherine Deneuve y Susan Sarandon en las escenas lésbicas es gloriosa, ejecutando una danza de sensualidad descarnada. El ansia que carcome al hombre devenido en monstruo en la ilusión lacerante de la búsqueda de la eternidad.

 

Texto & Curaduria : Daniel Solano

 

Cinemanía Loreto
Plaza Loreto
Av. Revolución esquina con Río Magdalena
Tizapán San Ángel.
Tel 56 16 48 36

A dos cuadras del Metrobús Doctor Gálvez. Mapa.
Entrada General: $60
Adultos Mayores y Estudiantes: $40

 

 

Share: