-Mijito ¿Por qué tanto griterío? ¿Pos a quien están matando?

-No Ma, namás la están golpeando pa ver cuánto sufre.

Por Mario Pfeiffer

Mártires es una película que narra la historia de Lucie y Anna, dos chicas que se conocieron en una casa hogar cuando pequeñas. Si bien imaginamos que las niñas y niños de estas residencias cargan con un pasado tormentoso que los llevó ahí, el caso de Lucie se puede comparar con pocos. Confinada a un cuarto sin luz, húmedo, con un colchón putrefacto, una silla para engrilletar y un puré amarillento como único alimento diario, logra escapar después de un largo tiempo en dichas condiciones, solo para convivir un día a día en su nuevo hogar acompañada del terror psicológico producto de su encierro.

15 años después, la elegancia de una casa y la cotidianidad de una familia en un suburbio boscoso francés se ve interrumpida por Lucie en busca de venganza. El problema para esta familia no es la chica, si no la escopeta que lleva consigo, así como la navaja para afeitar y el mazo pica piedra que encuentra dentro de la morada. Lucie tan solo busca enterrar ese pasado que la hizo sufrir, sin lograrlo consigue involucrar a Anna, su única amiga de la infancia, con un grupo de personas empeñadas en encontrar por medio del sufrimiento un estado físico y mental que los lleve a conocer el camino hacia el mas allá.

De la confusión sentimental que uno experimenta nace “Mademoiselle”, un personaje por encima de los 60 años cuyo aspecto es solo un poco menos enigmático y repugnante que su pensamiento. La viejecilla (irónico que suene tierno) explica a Anna que está a punto de experimentar un periodo de tortura extremo justificado por medio de un ideal retorcido y religioso extremista, encontrar seres que sobrepasen los límites de la resistencia humana al dolor y transitan hacia la dimensión divina.

En un mundo lleno de tragedia hay muchas víctimas, pero los mártires, aquellas personas que soportan suplicios inimaginables y que abandonan su cuerpo tras el inmensurable dolor  sin morir, son especiales a tal grado que un grupo de individuos se dedica a buscarlos.

Viéndola se  incomodarán  más de uno y se  impactarán más de cien, sobre todo por los momentos donde parece que el tema central de la película es el placer por la tortura y la belleza estética de la violencia. Aquí  les comparto algo, todos aquellos populares relatos de nuestra querida cultura prehispánica sobre desollamientos y sacrificios humanos finalmente tienen imagen dentro de mi cabeza gracias a una notable actuación con especial mención al maquillaje. Finalmente me gustaría que reflexionáramos sobre una pregunta ¿Ustedes que harían si comprobaran la existencia divina?

La cinta de 2008 es dirigida por Pascal Laugier y protagonizada por Morjana Alaoui, Mylène Jampanoï y Catherine Bégin.

Share: