Narciso Ibáñez Serrador, mejor conocido como Chicho, falleció en Madrid.

Chicho Ibáñez Serrador fue un realizador mórbido en toda la extensión de la palabra. Nacido en Montevideo, hijo de Narciso Ibáñez Menta y de Pepita Serador, el creativo destacó a finales de los 50 en la televisión de Argentina gracias a la serie Obras Maestras del Terror, en la que adaptó trabajos de horror de diversos autores inmortales. A ese programa le siguió Mañana Puede ser Verdad, donde hizo lo propio con historias de ciencia ficción. En España, realizó un remake de esa última serie.

Su momento cumbre en la televisión española llegó con Historias para no Dormir, otra serie de antología que se transmitió en tres etapas a lo largo de las décadas.

Su paso por el cine también fue mórbido, ya que escribió y dirigió dos cintas de culto: La Residencia, de 1969 y ¿Quién Puede Matar a un Niño?, de 1976. Ambas permanecen en la memoria de los fans del horror, debido a sus tramas crueles y tenebrosas, además de sus impactantes desenlaces.

Chicho Ibañez Serrador tenía 83 años al morir.

Share: